La perdición y el perdido

No busca nada, no me interesaba nada…

Ni siquiera sabía que quería.

Pero en un abrir y cerrar de ojos todo cambia.

Esperaba la señal que me permitiera cruzar la calle

 y al mirar a la derecha ahí estabas,

fumando un cigarro y en cada calada que a tus adentros se dirigía…

la envidia me corroía,

cuanta elegancia se vislumbraba,

 tu cabello ondeaba en el viento, cual bandera gloriosa y orgullosa.

Tu cuerpo que aunque no perfecto eso era lo que quería,  lo que buscaba.

Pero como ya dije antes, no sabia que era eso… eso que buscaba.

Y ahora lo tenia en frente, cual estatua de porcelana.

Pecado… me llama.

Lujuria… me atraes.

Razón… me dejas.

Corazón…mantente en tu lugar.

Una mirada…

tu mirada que me analizaba…

aquella mirada felina que hizo que mi corazón se desbocara y alterara.

Hermosa.

Seguías fumando de aquella manera atractiva, llamativa y sensual…

 Cada calada se volvía una obra de arte… y quería pintarla.

Un simple guiño…

 Una sonrisa, siempre las sonrisas son las que te atrapan por completo.

y esa ya estaba impresa en tu cara…

No completa, una media sonrisa que me invitaba a conocer la otra mitad que faltaba.

 Que malvada.

ya veía mi destrucción anticipada.

A.J

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s